jueves, 28 de agosto de 2008

Quilmes, una ciudad de contrastes sociales y de servicios (II)


En las villas y asentamientos los más pobres alcanzan el 32,7%. Son los más pobres entre los pobres, que no sólo comen salteado y mal, sino que algunos de sus hijos no van a la escuela, que viven hacinados, sin servicios y en condiciones paupérrimas.
Mientras que el 17,6 por ciento de la población quilmeña es pobre, en las villas y asentamientos del distrito, ese porcentaje casi se duplica: trepa al 32,7% de Necesidades Básicas Insatisfechas.Estas zonas críticas fueron denunciadas oficialmente por la secretaría de Desarrollo Social de la municipalidad de Quilmes en su primer informe de gestión, que comenzamos a difundir ayer en PERSPECTIVA SUR.Estas zonas críticas se han identificado en los siguientes barrios: Azul; Itatí Centro; Itatí La Cava; Itati-La Ponderosa, IAPI-El Progreso; IAPI-La Esperanza; IAPI - Viejo Bueno; San Sebastián I y II; Los Eucaliptos de Solano; El Monte; Matadero; El Tanque-El Arroyito; Km13; Santa Lucía; La Matera; El Tala; La Ribera; Villa Luján; La Vera; La Florida; Los Alamos; 24 de Diciembre; La Resistencia; Los Eucaliptos de Quilmes; y 9 de Agosto.Cabe consignar que se consideran hogares con NBI a aquellos que cumplen con al menos una de las siguientes condiciones: viven en viviendas donde habitan más de 3 personas por cuarto (hacinamiento crítico), habitan una vivienda de tipo inconveniente (pieza de inquilinato, vivienda precaria u otro tipo, lo que excluye casa, departamento y rancho), habitan en viviendas que no tienen ningún tipo de retrete, tienen algún niño en edad escolar (de 6 a 12 años) que no asiste a un establecimiento educativo, o tienen cuatro o más personas por miembro ocupado, cuyo jefe no ha completado tercer grado de escolaridad primaria.SIN EDUCACIONEn Quilmes casi 3 de cada 10 adolescentes no van a la escuela, y casi 7 de cada 10 jóvenes tiene menos de 12 años de escolaridad. Esta situación contribuye a reducir las oportunidades ocupacionales de calidad, a la par que implica mayores restricciones para una integración social más general , revela el informe de la secretaría de Desarrollo Social.En Quilmes la situación es algo más problemática que en el resto de las localidades del Conurbano , añade.Todos estos vecinos, están en un patético estado de vulnerabilidad social , añade el informe de gestión.VULNERABILIDAD SOCIALSe encuentra en vulnerabilidad social aquél que tiene un estado de precariedad laboral y frágiles redes de sociabilidad. Si la integración social depende del trabajo por un lado y la inserción relacional por otro, cualquier modificación que se produzca en uno de ellos, o en ambos, puede incidir en la condición social de la persona y caer en esta vulnerabilidad social , explica el informe de gestión..Por ello la gestión Gutiérrez apunta a mejorar la inclusión de estos grupos vulnerables.LA INCLUSIONLa inclusión es un concepto complejo que se dirime en diversas esferas de la vida política, económica, social y cultural , continúa el informe:- La inclusión económica: se refiere al empleo y la protección social determinada por la estructura económica y al mapa de distribución de la riqueza .- La inclusión social: toma en cuenta las interrelaciones individuales y la participación colectiva en la sociedad. Ligada al bienestar individual, familiar y comunitario .- La inclusión política: está ligada a la ciudadanía formal y a la participación real como ciudadanos en la construcción de la sociedad. Entendemos a la inclusión política en términos de participación real inherente a una sociedad democrática .LA EXCLUSIONLa exclusión es un concepto relativo. Va más allá de los aspectos sociales y económicos de la pobreza, e incluye los aspectos políticos, tales como derechos políticos y ciudadanía.Cuando hablamos de exclusión, también hacemos referencia a un doble proceso de exclusión: al estar fuera del acceso a bienes y servicios, y al 'estar al margen' de la toma de decisiones que determinan la distribución de dichos bienes y servicios. En nuestras sociedades, la marginación o exclusión de los procesos de protagonismo social de la mayoría de la población aseguran la producción y el mantenimiento de la desigualdad social.'POBREZAS'La gestión gutierrista habla entonces de pobrezas , haciendo referencia a la falta un sistema de necesidades fundamentales. Entre ellas se incluyen la falta de participación, de pensamiento reflexivo, de autovaloración, y de valoración del grupo de pertenencia. Las situaciones de pobreza y vulnerabilidad afecta a varones, mujeres, niños y niñas, pero se experimenta de manera distinta según la edad, el grupo étnico, los roles familiares y el sexo .

No hay comentarios: