miércoles, 15 de septiembre de 2010

El 18 por ciento de los quilmeños vive en villas y asentamientos

Según un informe realizado por la Secretaría de Desarrollo Social del municipio junto con el gobierno y otras instituciones son 101.028 los vecinos que se encuentran en situación de vulnerabilidad social. Como consecuencia, entrará en el consejo un proyecto para aumentar los impuestos de los que más ganan.

El mapa de Casas tipo B denuncia que el problema es más relevante en el Oeste


Este lunes en la municipalidad se presentaron los resultados del Censo Social que se realizó en 32 villas y asentamientos del municipio. El informe es la conclusión de encuestas hechas a familias carenciadas entre junio de 2009 y marzo de 2010 con el objetivo de elaborar un Plan de Inversión Plurianual enfocado a solucionar los principales problemas sociales.

45.563 NIÑOS Y ADOLESCENTES

Según el informe, los números más preocupantes son los que afectan a las poblaciones más jóvenes. De las 101.028 personas socialmente vulnerables, el 45% son menores de 18. Como consecuencia, en las zonas más pobres del distrito hay mayor cantidad de menores en relación a la media. 22.782 menores viven en hogares cuyos ingresos se encuentran por debajo de la línea de la pobreza (al momento de la encuesta recién se estaba implementando la Asignación Universal por Hijo). Con respecto a la educación, el 38% de los jóvenes entre 19 y 24 años no estudia ni trabaja, con grandes diferencias entre barrios como 9 de Agosto y La Matera (con más del 55%) y 24 de Diciembre y La Vera (con menos del 27%). Teniendo en cuenta la maternidad adolescente, el 24% de las mujeres entre 14 y 19 años tiene como mínimo un hijo.

Otros datos también reflejan que el 18,4% de los vecinos viven una realidad social más cruda: el 83% tiene sus Necesidades Básicas Insatisfechas (pobreza estructural), el 40% no puede acceder a la Canasta Básica Alimenticia y el 75% tiene una vivienda deficitaria. Pero según Valeria Isla, Secretaria de Desarrollo Social, a partir de estos resultados se puede analizar la situación de cada barrio, priorizar los recursos y pensar qué estrategias y políticas se adaptan mejor para atacar esta pobreza estructural.

Fuente: Quilmes a Diario

No hay comentarios: